GeneralInternacional

Presidente ruso Vladimir Putin afirma que Corea del Norte «apoya firmemente» su operación en Ucrania

La visita de Putin se da en momentos en que Occidente acusa a Corea del Norte de suministrar armas a Moscú para su ofensiva en Ucrania


Rusia. -El presidente ruso, Vladimir Putin, quien viajará el martes a Corea del Norte para una visita de Estado «amistosa», aseguró que Pyongyang «apoya firmemente» la campaña militar de Moscú en Ucrania, según un artículo de opinión publicado por la agencia oficial KCNA.

La visita de Putin se da en momentos en que Occidente acusa a Corea del Norte de suministrar armas a Moscú para su ofensiva en Ucrania.

«Apreciamos mucho que la RPDC (Corea del Norte) apoye firmemente la operación militar especial de Rusia en Ucrania», escribió Putin en el artículo publicado en KCNA, poco antes de su visita a Pyongyang.

El asesor diplomático de Vladimir Putin, Yuri Ushakov, presentó el viaje como un evento importante para ambos países, golpeados por sanciones occidentales.

Ushakov mencionó la «posible» firma de «un acuerdo de cooperación estratégica global», que sería una versión actualizada de un tratado firmado durante la última visita de Putin al país, en 2000.

Putin también expresó en el artículo que su país «apoyará constantemente» a Pyongyang en el futuro.

«Rusia ha apoyado (a Corea del Norte) y a su heroico pueblo en su lucha por defender su derecho a elegir por sí mismos el camino de la independencia, la originalidad y el desarrollo en el enfrentamiento con el astuto, peligroso y agresivo enemigo (…) y lo apoyará constantemente en el futuro», publicó en KCNA.

El reclusivo país asiático con armas nucleares mantiene un estado de enfrentamiento con su vecino Corea del Sur, así como con Estados Unidos.

El secretario general de la OTAN, Jens Stoltenberg, afirmó que la visita de Putin muestra cuán necesitada está Rusia del apoyo de líderes autoritarios para llevar a cabo su ofensiva en Ucrania.

«Demuestra lo dependiente que es ahora el presidente Putin, y Moscú, de países autoritarios de todo el mundo», afirmó Stoltenberg ante la prensa en Washington.

El canciller ucraniano, Dmytro Kuleba, aludió a un «bromance solitario entre Putin y Kim».

«El mejor modo de responder a él es continuar reforzando la coalición diplomática para una paz justa y duradera en Ucrania y entregar más […] munición a Ucrania», dijo Kuleba a la AFP.

Las potencias occidentales llevan meses acusando a los norcoreanos de entregar municiones a Rusia para su ofensiva contra Ucrania, a cambio de asistencia tecnológica, diplomática y alimentaria.

La Casa Blanca afirmó que Estados Unidos está «preocupado» por el acercamiento entre Rusia y Corea del Norte.

«No nos preocupa el viaje. Lo que nos preocupa es la profundización de la relación entre estos dos países», dijo el portavoz del Consejo de Seguridad Nacional, John Kirby.

Siguiente parada, Vietnam

Rusia y Corea del Norte niegan que las armas de Pyongyang sean utilizadas en Ucrania.

Según Moscú, Putin llegará el martes por la noche a Pyongyang, donde asistirá a un concierto en su honor.

El dirigente ruso estará acompañado del canciller Serguéi Lavrov, del ministro de Defena, Andrei Belousov; de dos vice primeros ministros y del jefe de la agencia espacial rusa, Roscosmos.

Putin, que es objeto de una orden de arresto internacional de la Corte Penal Internacional, ha reducido sus viajes al extranjero, pero ha realizado algunos desplazamientos para visitar a aliados clave, como China.

Tras visitar Corea del Norte, el presidente ruso viajará a Vietnam, el 19 y el 20 de junio.

 

El desplazamiento tendrá lugar nueve meses después de que Putin recibiera a Kim en el Extremo Oriente ruso, donde ambos mandatarios se cubrieron de elogios, pero no cerraron –al menos de forma oficial– ningún acuerdo.

«Hermanos de armas»

En marzo, Rusia utilizó su derecho de veto en el Consejo de Seguridad de la ONU para poner fin al sistema de seguimiento de las sanciones impuestas a Corea del Norte, que fueron instauradas sobre todo por el programa nuclear de Pyongyang.

El miércoles, Kim Jong Un ensalzó los lazos «inquebrantables, de hermanos de armas» entre Pyongyang y Moscú, que datan de la época soviética.

Kim ya afirmó en septiembre de 2023, durante un viaje a Rusia, que los vínculos con Moscú son la «prioridad número uno» de su país.

Algunos analistas también advirtieron que los ensayos y la producción de misiles de artillería y de crucero por parte de Corea del Norte que se habían intensificado, podrían acabar siendo suministrados a Rusia, para que los utilice en su ofensiva en Ucrania.


Botón volver arriba