NoticiasPolitica

DICOM reparte RD$58 millones en publicidad entre los periódicos impresos mientras los digitales que apoyaron a Luis Abinader para que llegara al poder están “jalando aire”

Santo Domingo. – La Dirección General de Comunicaciones (DICOM), de la Presidencia de la República Dominicana repartió RD$58 millones de pesos en publicidad entre los periódicos impresos, mientras los dueños de diarios digitales que apoyaron para que Luis Abinader se convirtiera en presidente y llegara al poder están “jalando aire”, sin ser tomados en cuenta por la directora del DICOM y mucho menos por el nuevo gobierno.

De acuerdo al documento DICOM-0052, del pasado 19 de febrero del 2021 de la Unidad de Compras y Contrataciones, se solicita la publicación, impresión y encartado de 64 páginas a blanco y negro en fecha 15/02/2021 sobre la ejecución presupuestaria en los periódicos impresos Diario Libre, Listín Diario, La Información, El Día, El Nuevo Diario, Hoy, El Nacional y El Caribe.

Dicha acción se produce en momentos en que los medios digitales pequeños atraviesan por los peores momentos debido a la crisis provocada por la pandemia a causa del COVID-19.

SODOMEDI

En tanto que la Sociedad Dominicana de Medios Digitales (SODOMEDI) se quejó del trato dispensado por el Gobierno de Luis Abinader y adujo que en la actual gestión los medios digitales no son tomados en cuenta en la colocación de publicidad.

SNTP

Recientemente el secretario general del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Prensa (SNTP) José Beato, advirtió que más de 300 programas de radio, televisión y periódicos digitales que hay en el país están amenazados con desaparecer a raíz de la crisis provocada por el coronavirus.

Beato dijo que más de 2 mil miembros del SNTP, son emprendedores o trabajadores por cuenta propia de la comunicación y que obtienen el sustento de sus familias con la publicidad que les generan sus espacios de comunicación, tales como periódicos digitales, revistas, programas de radio y televisión.

 

Comente este artículo

Botón volver arriba