GeneralNacional

Ministerio Público demanda 10 años de prisión para la diputada Rosa Amalia Pilarte


Santo Domingo.- El Ministerio Público (MP) pidió que la diputada Rosa Amalia Pilarte, representante de La Vega, sea condenada a 10 años de prisión, con la confiscación de sus activos en beneficio del Estado y una multa equivalente a 400 salarios mínimos.

La petición se hizo ante los jueces de la Segunda Sala Penal de la Suprema Corte de Justicia (SCJ), encargados del proceso contra la legisladora del Partido Revolucionario Moderno (PRM).

Se espera que, de ser condenada, cumpla su sentencia en la cárcel de Rafey Mujeres, situada en la provincia de Santiago.

Los jueces encargados del caso, Frank Soto, María Garabito, Nancy Salcedo, Francisco Jerez (presidente), y Francisco Ortega Polanco, continuarán el próximo lunes con el juicio. La fase final se llevará a cabo tras la presentación de los argumentos conclusivos por parte de la defensa.

Ante este pedido, los abogados de la diputada discrepan con el discurso presentado por el Ministerio Público. Consideran que carece de los fundamentos necesarios para respaldar la condena solicitada.

Según el abogado Luis Félix, los fiscales no han logrado establecer que el patrimonio de Pilarte provenga de actividades ilícitas de lavado de activos.

“Tener dinero no constituye un delito, y es responsabilidad del Ministerio Público demostrar que el dinero proviene de actividades ilícitas. No es mi obligación probar el origen de mi dinero. Esa es la base de la acusación del Ministerio Público: que ella no adquirió su patrimonio de manera legítima. Entonces, ¿de qué actividad delictiva lo obtuvo para justificar su condena o sanción? No existen bases”, enfatizó.

Pilarte enfrenta los cargos de presunto lavado de activos, financiamiento del terrorismo y narcotráfico.

Declaraciones de Pilarte

La diputada Rosa Amalia Pilarte, en medio de lágrimas, se defendió hoy ante la Segunda Sala Penal de la Suprema Corte de Justicia de las acusaciones que la vinculan a una red de lavado de activos.

La congresista defendió el honor suyo y el de su familia. “Nos cuestionamos qué hemos hecho para ser la familia más desacreditada del país” dijo.

Manifestó que son una familia de trabajo, sin embargo, están desacreditados a través de las acusaciones vertidas en los medios de comunicación, de los cuales se quejó por sentirse asediada con las informaciones que ofrecen de ella.

 


Botón volver arriba