NacionalNoticias

Monseñor Jesús Castro asegura la corrupción, discriminación, violencia y elecciones municipales han acaparado la atención de la población

Santo Domingo. – En su homilía de Navidad, el Obispo Auxiliar de Santo Domingo, Monseñor Jesús Castro, deploró que esta Navidad esté caracterizada por el consumismo, la corrupción, la discriminación, la violencia doméstica, la pobreza y la miseria, que, a su juicio, han reinado en República Dominicana.

“Donde hay violencia no hay Navidad, porque la violencia siempre engendra desorden social, círculos de muerte y destrucción. Los dominicanos no debemos dejarnos seducir por el desorden. Sigamos apostando por el Amor y el civismo”, aconsejó el religioso.

También entiende que los dominicanos debemos mirar al otro como un hermano y no como un adversario, principalmente en este momento de elecciones en la República Dominicana.

Al hablar sobre cómo ve la República Dominicana, el religioso criticó que las Mujeres sean violentadas y maltratadas, por hombre sin corazón, que tantos profesionales estén sin trabajo, que los ancianos no tengan acceso a la salud porque el seguro no le cubre sus necesidades fundamentales, y el “marcado aumento   de la pobreza”.

Terminó su reflexión, exhortando al pueblo sobre las elecciones municipales en febrero, para que el derecho al voto sea un compromiso social, y que debe ir acompañado de un contenido ético.

“La conciencia es fundamental, ya que debemos decidir el futuro de la República Dominicana a nivel municipal, y cada ciudadano lo debe realizar comprometido con el país. Por tal razón, el voto debe ser escrupulosamente pensado y analizado para elegir la mejor opción”, añadió

 

Comente este artículo

Botón volver arriba