InternacionalNoticias

Mujeres reconocidas de América solicitan a la OEA la inclusión de más féminas en los altos cargos de la Corte Interamericana de Derechos Humanos

EE.UU.- Mujeres reconocidas de América solicitan a la OEA la inclusión de más féminas en los altos cargos de la Corte Interamericana de Derechos Humanos (CorteIDH), con el fin de alcanzar la paridad de género.

“Solicitamos una acción decidida de los Estados Parte de la Convención Americana sobre Derechos Humanos para que nominen y elijan a mujeres en la integración de la más alta Corte de derechos humanos de nuestra región a fin de alcanzar la paridad de género”, indica el pronunciamiento.

El documento está firmado por 12 mujeres, entre ellas la actual presidenta de la CorteIDH, la costarricense Elizabeth Odio; las exjuezas de ese tribunal Cecilia Medina, Sonia Picado y Margarette May Macaulay; la vicepresidenta del Comité de la ONU para la Eliminación de la Discriminación contra la Mujer, Gladys Acosta; la ex relatora especial para la Libertad de Expresión de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos Catalina Botero y la ex secretaria ejecutiva de la Convención Marco de la ONU sobre Cambio Climático Christiana Figueres.

Durante la Asamblea General de la Organización de los Estados Americanos (OEA) de 2021, los Estados Parte de la Convención Americana sobre Derechos Humanos elegirán a cuatro personas para integrar la Corte Interamericana de Derechos Humanos en calidad de juezas o jueces por un período inicial de 6 años.

En la actualidad, Elizabeth Odio es la única mujer entre los siete jueves de la Corte Interamericana y en toda la historia del tribunal solo cinco mujeres han ejercido como juezas.

“Ello requiere una acción decidida, enérgica y urgente de los Estados Parte para que nominen y elijan a candidatas mujeres para la Corte Interamericana, toda vez que han asumido la obligación de respetar el principio de igualdad y no discriminación, incluyendo la igualdad de género”, reza el pronunciamiento.

Según el documento, “este principio de aplicación universal es la piedra angular de los sistemas universal y regionales de protección de los derechos humanos, por lo que debe proyectarse también en la composición de los órganos que forman dichos sistemas”.

Las mujeres firmantes recuerdan que desde 2016 la Asamblea General de la OEA viene reiterando la importancia de garantizar la representatividad de género en los órganos del sistema interamericano y que incluso en octubre de 2020 expresó el compromiso de los Estados de alcanzar la paridad en la composición del tribunal.

“Nuestro continente cuenta con mujeres juristas altamente calificadas en materia de derechos humanos para ejercer como juezas. Su designación para el cargo no sólo debe hacerse como medida para corregir la desigualdad de género, sino también como reconocimiento del capital humano y valor de las mujeres y la importancia de su aporte en la protección de los derechos humanos en el hemisferio”, añade el pronunciamiento.

El pronunciamiento también está firmado por la antigua experta del Comité para la Eliminación de la Discriminación contra la Mujer de las Naciones Unidas Line Bareiro; la coordinadora general de la Asociación Interamericana de Defensorías Públicas y Defensora General de la Nación de Argentina, Stella Maris Martínez; la profesora emérita de la Universidad de Buenos Aires Mónica Pinto; la excomisionada y expresidenta de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos Tracy Robinson y la jueza de la Corte Penal Internacional Sylvia Steiner.

Comente este artículo

Botón volver arriba