InternacionalNoticias

Revelan INASSA se asoció con Ángel Rondón para sobornar funcionarios de RD y otros países

España.- El expresidente de la empresa Inassa Edmundo Rodríguez Sobrino habría sido “conocedor y partícipe” de prácticas corruptas en el extranjero, concretamente del pago de sobornos a cargos públicos y funcionarios de países como Panamá, Colombia, República Dominicana y Haití para “manipular” los procesos de obtención de contratos para su compañía, filial del Canal de Isabel II en América Latina.

Así consta en el auto del juez de la Audiencia Nacional Eloy Velasco, al que ha tenido acceso Europa Press, que recoge los diferentes indicios de que dispone para justificar la prisión incondicional dictada para Rodríguez Sobrino en el marco de la investigación abierta sobre presuntas irregularidades en la empresa pública madrileña de gestión del agua.

Por ejemplo, el consorcio formado por las empresas Inassa, CLEOP y la panameña MG Infraestructuras habrían pagado en Panamá una comisión ilegal de 273.672 dólares por un contrato de servicios inexistente suscrito con la sociedad de las Islas Vírgenes Eduholding Corp. Una práctica, añade el magistrado, que llevaron a cabo en otros contratos en el país centroamericano.

En República Dominicana, la sociedad AAA Dominicana, participada mayoritariamente por Inassa, “habría estado pagando periódicamente comisiones ilegales, por valor, por ejemplo, de 440.000 o 393.500 dólares, relacionadas directamente con contratos públicos adjudicados y ejecutados” por la citada empresa

Según el magistrado, los fondos obtenidos por los contratos en los mencionados países habrían multiplicado el patrimonio oculto que se le ha descubierto a Rodríguez Sobrino y el cual habría mantenido “oculto y desvinculado de su presunto origen ilícito” tanto en Inglaterra como en Colombia y República Dominicana, poniendo parte del mismo a nombre de su hija.

El auto del juez, además, da más detalles sobre las operaciones del Canal de Isabel II en Latinoamérica, especialmente referidos a la figura de Edmundo Rodríguez Sobrino, ex presidente de la filial americana de la compañía, Inassa, y consejero delegado de la editora de La Razón.

Según el escrito, Sobrino habría sido “conocedor y partícipe” de prácticas corruptas en el extranjero, concretamente del pago de sobornos a cargos públicos y funcionarios de países como Panamá, Colombia, República Dominicana y Haití para “manipular” los procesos de obtención de contratos para su compañía, filial del Canal de Isabel II en América Latina.

Así, por ejemplo, el consorcio formado por las empresas Inassa, CLEOP y la panameña MG Infraestructuras habría pagado en Panamá una comisión ilegal de 273.672 dólares por un contrato de servicios inexistente suscrito con la sociedad de las Islas Vírgenes Eduholding Corp. Una práctica, añade el magistrado, que llevaron a cabo en otros contratos en el país centroamericano.

En República Dominicana, la sociedad AAA Dominicana, participada mayoritariamente por Inassa, “habría estado pagando periódicamente comisiones ilegales por valor, por ejemplo, de 440.000 ó 393.500 dólares, siempre relacionadas directamente con contratos públicos adjudicados y ejecutados” por la citada empresa.

El titular del Juzgado Central de Instrucción número 6 ha obtenido también indicios de que la sociedad española Incatema habría pagado algún tipo de comisión al exconsejero del Canal Extensia José Javier Soler Gallego, lo que podría estar relacionado con contratos de obra pública adjudicada en Haití.

Y en Colombia, la Fiscalía Anticorrupción de ese país llevó a cabo una operación por los presuntos pagos de comisiones ilegales a cargos públicos para la adjudicación de contratos para la sociedad Avanzadas Soluciones de Acueducto y Alcantarillado SAESP (ASAA), perteneciente al grupo Inassa.

 

Comente este artículo

Botón volver arriba