GeneralOpinión

Un padrón verde y corrupto instaurado fraudulentamente por la Fuerza del Pueblo

Por: Leonardo Jaquez

Resulta sorprendente ver como cientos de dirigentes y miembros del opositor Partido de la Liberación Dominicana (PLD), incluyendo su candidato presidencial Abel Martínez, han denunciado haber sido incluidos inconsultamente en el padrón electoral de la Fuerza del Pueblo sin que esta organización política haya realizado el proceso de inscripción correspondiente a través del llenado de un formulario sino, al parecer, haciendo un copy paste del padrón de la casa matriz.

Esta situación, a todas luces, preocupante debería ser investigada por la Junta Central Electoral ya que pudiese ser un indicativo contundente de los planes que podría estar diseñando la organización presidida por el tres veces presidente Leonel Fernández para retomar el poder en el 2024.

No se recuerda un episodio parecido en el que cientos de ciudadanos se hayan percatado de una irregularidad que peligra el sistema de partidos políticos y la armonía democrática de la nación.

Ojalá el máximo órgano electoral realice rápidamente las investigaciones correspondientes de manera que pueda determinarse a ciencia cierta lo acontecido para que se imponga en vía de consecuencia, si corresponde, las sanciones necesarias para evitar que hechos lamentables como estos se continúen suscitando.

Nuestra débil democracia requiere que el conjunto de partidos que le constituyen asuman posturas más responsables y comprometidas con la transparencia, la honestidad y el respeto a las reglas establecidas para la convivencia democrática. Valores que socava esta intentona de insuflar los músculos internos de un partido en detrimento de otro del sistema cuyos miembros en ningún momento, según se ha revelado por las redes sociales, lo autorizaron.

Es entendible la necesidad que siente los partidos opositores de crecer en el electorado, pero este crecimiento debería ser el resultado de esfuerzos orgánicos tendentes a seducir con propuestas e ideas a la gente no con la imposición de un click copy paste.

De pronto, solo queda esperar la reacción legal que tendrá el PLD de cara a esta situación que los lesiona y despoja de parte de su fuerza electoral. Mientras tanto, confiemos en que la JCE convencida de la necesidad de aclarar todo esto, asuma con responsabilidad la tarea que le corresponde de indagar y sancionar si corresponde.

 

Botón volver arriba