NacionalNoticias

Acusan al Conep de ser cómplice de la JCE en las fechorías cometidas en el proceso electoral del pasado 16 de febrero

Santo Domingo. – El refrán que colocaremos más adelante se lo dedicamos al Consejo Nacional de la Empresa Privada (Conep), ya que el mundo sabe que la Junta Central Electoral (JCE) de la República Dominicana es una «asesina de elecciones», ya que participó el 6 de octubre pasado en el robo de estas al presidente Leonel Fernández, cometiendo una serie de malditas acciones, mucho antes de la fecha, y post fraude electoral fue peor.

No obstante el repudió de una parte por ese robo, principalmente del litoral que los otros creyeron era el único afectado, el Presidente del Partido de la Liberación Dominicana (PLD), pero la realidad le dio en la cara el 16 de febrero pasado, porque esta Junta dirigida por Danilo Medina, a través de unos energumenos de Palacio y fuera de este, impusieron para las Elecciones municipales el maldito sistema con el que le hicieron la trampa a Leonel, porque tenían montada la trama para las grandes poblaciones, donde están la mayoría de votantes, por lo que lo metieron por boca y nariz, a sabiendas de que su partido no gana, y sólo haciendo lo mismo que a Leonel, podían salir vivos.

Todo estaba listo y montado, fueron con confianza de que le darían la estocada al pueblo, tanto que vociferaron por las cuatro esquinas una peste que decía:

«Ganamos en tanto por ciento de los municipios (ahora olvido la cantidad y no voy a buscar esa vaina), Vamos a barrer».

Y así era, todo el montaje del robo estaba listo utilizaron a un tal Robert de la Cruz, del DNI y al coronel MARRULLA (Koji Maruyama), pero a Marrulla, su delito le salió mal y los dejó desnudos, al extremo de que los cómplices tuvieron que suspender las votaciones.

Y por supuesto que eso era así, hasta yo con mi Junta, una banda de malhechores y mi plan montado, me atrevía a jactarme de que el pueblo estaba conmigo y que barrería, le ganaba «hasta el demonio que viniera».

Volviendo a Leonel, como todo era desde antes, el Conep, también estaba desde antes, pero tras el robo a Leonel, visitó su Junta y fue a agradecerle el favor y a decirle al mundo, no fueron ellos solos, nosotros somos parte de esta banda de delincuentes de la voluntad popular, de este fraude electoral. Y ahí está la imagen, puede observarlos «orondos y satisfechos» del robo cumplido.

«Tanto peca el que mata la vaca, como el que le agarra la pata»

Tras el segundo fraude electoral, el segundo golpe, aunque fallido, pero golpe a la voluntad del pueblo, a la democracia y a la constitucionalidad, el maldito cómplice de esta barbarie, el Conep, ese que le agarró la pata para que Castaños Guzmán y sus secuaces asesinaran la vaca del único poder del pueblo, que es elegir a quien quiera, a quien le de su maldita gana, no a quien a ustedes le convenga para continuar apandillados. Y estaba ahí activo en su componenda, en su contubernio.

Ahora, pretendiendo hacerse los graciosos (porque nadie los ha llamado) sin tener calidad de ninguna índole para estar protagonizando, jodiendo el parto, provocando más de lo que lo han hecho, andan buscando liderar un acuerdo del que serían parte, pero no protagonistas, porque ese pueblo que estuvo en el ‘Trabucazo 2020″ no es verdad que lo va a aceptar, porque sabe que ustedes no son los verdaderos asesinos, pero sí sabe que le agarraron la pata.

Por lo que nuestra recomendación sincera es, no le echen más leña al fuego, retrocedan a un segundo plano que no lo queremos de primero, ustedes son cómplices de esto:

Amenazas del senador de Sánchez Ramírez, Félix Vásquez.

Amenazas de la alcalde de Esperanza, Valverde, Ana Jacqueline Peña.

Amenazas de una banda de delincuentes del gobierno-PLD de Monte Cristi (Nosotros somos tres gatos, ladrones, pero ladrones apoyao por el gobierno, advierten los delincuentes).

Amenazas de un carajo que está como director del Departamento Aeroportuario, que le dicen Marino Collante.

Peleas y heridos en Enriquillo, provincia Barahona (Entre miembros del PRM y el PLD).

Peleas y heridos en Castañuelas (Entre miembros del PRM y el PLD), resultando heridos Julio Cabreja -Guelo- y Arlinsto Muñoz -Sandy-.

Enfrentamiento con banda que tenían almacén de electrodómesticos.

Descubrimiento el 15 de febrero de un almacén de fundas del Plan Social, en Dajabón.

Tortura a Manuel Antonio Regalado, por una banda de delincuentes,entre los que figuran los ordenados por Jean Alain Rodríguez, para que rendido por los golpes y quien sabe hasta ahora lo demás que le aplicaron, admitiera lo que previamente habían escrito, donde este debía involucrar al coronel Ramón Antonio Guzmán Peralta, en «su fraude electoral, y así falsificar un expediente y sacar el titular que deseaban, y con el cual ellos creían iban a quitarse y quitarle el sucio a Castaños Guzmán y pandilla.

Secuestro del coronel Ramón Antonio Guzmán Peralta, buscando involucrarlo además de en «su fraude electoral», en un tráfico de armas, para también lograr el titular del fraude electoral que dijera: «Escolta de Abinader invoclucrado en tráfico ilegal de armas».

Entre muchos, muchos, muchos, más.

Y como para cerrar con broche de oro, la disrupción de las votaciones provocó tanta ira que la JCE puso en lista de desaciertos un asesinato en la escuela Cabral López, de Los Guaricanos, Santo Domingo Norte. La víctima el señor Yojeiri Eloy Cruz.

Todas estas desgracias han venido sucediendo, y esta Junta, teniendo en sus manos un Tribunal Superior Electoral y una Policía Electoral, sólo la ha utilizado para custodiar su fraude electoral.

También es menester resaltar un viaje de violaciones a la publicidad política, principalmente por Gonzalo Castillo, pero ellos (la Junta) no se han esterado.

 

 

 

Comente este artículo

Botón volver arriba